Aumenta un 36% la participación de mujeres con discapacidad intelectual en actividades deportivas de Down Madrid

Este incremento se debe a la puesta en marcha de ‘Mujer, Deporte y Salud’, una iniciativa que fomenta los hábitos deportivos entre las personas con discapacidad intelectual

La participación de las mujeres con discapacidad intelectual en actividades deportivas de Down Madrid ha aumentado un 36% este último año gracias al programa ‘Mujer, Deporte y Salud’ que la entidad puso en marcha el pasado mes de enero con el objetivo de mejorar la participación femenina en este ámbito.

Este proyecto surgió con la finalidad de seguir fomentando el deporte entre las personas con discapacidad intelectual, sobre todo entre las mujeres, ya que la entidad comprobó que la participación femenina en estas actividades era muy inferior a la masculina. Ante esta situación crearon el proyecto ‘Mujer, Deporte y Salud’, una iniciativa que fomenta los hábitos de vida saludable entre las personas de este colectivo y su inclusión en entornos deportivos, especialmente en el caso de las mujeres.

Durante este primer año del proyecto, que cuenta con el apoyo de Fundación Cepsa, Fundación Repsol, Boston Consulting Group y DHL, la participación femenina ha pasado de 89 a 121 mujeres. Por su parte, la participación masculina también ha aumentado, aunque en este caso solo un 14%. Con motivo de esta iniciativa, se han mejorado las instalaciones deportivas del centro, se han ofrecido nuevos deportes como pilates, yoga, aerobic, spinning o baloncesto, entre otros, se ha orientado a algunas mujeres para que participasen en los ya existentes, y se ha puesto en marcha un Gabinete de Salud.

Asimismo, el trabajo realizado con el proyecto ‘Mujer, Deporte y Salud’ se ha completado con iniciativas de sensibilización y concienciación entre las que destaca la visita de las bicampeonas de gimnasia rítmica y medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Río, Sandra Aguilar y Artemi Gavenzou-Castro. Ambas compartieron su experiencia en un centro de alto rendimiento y pusieron de manifiesto la importancia de los valores del deporte.

Los participantes en este proyecto también recibieron la visita del profesional de Pádel para Todos y profesor en la Fundación Emilio Sánchez Vicario, Jesús Sibón, quien explicó lo que es ser jugador profesional y los beneficios que este deporte le aporta. Además, se organizaron las I Jornadas Deportivas Inclusivas en el centro 3Olivos que contaron con masterclass de zumba y spinning, y encuentros de baloncesto, fútbol, petanca y ping-pong, entre otros deportes. Estas jornadas contaron con la participación de más de 300 asistentes.

Finalmente, estos participantes asistieron al partido de II Liga Femenina de Baloncesto en el Wizink Center y participaron en la I Copa Femenina de Baloncesto (FEMADDI), un torneo en el que se dieron cita jugadoras con discapacidad intelectual de los equipos de la cantera inclusiva de Movistar Estudiantes.

Valeria y Maura, dos hermanas que acuden a Down Madrid, decidieron a principio de año formar parte de este proyecto y se han apuntado a baloncesto. “Para nosotras, jugar a este deporte es increíble, nos hace felices y disfrutamos cada entrenamiento con nuestros monitores y compañeros, con los que compartimos un montón de experiencia”, han destacado.

Down Madrid pretende ampliar este proyecto de cara al año que viene para seguir potenciando el deporte entre las personas con discapacidad intelectual. Según la entidad, la práctica deportiva es fundamental para disfrutar de una vida saludable y también es clave para que las personas de este colectivo desarrollen valores como el trabajo en equipo, el esfuerzo, la superación y compartan hobbies con personas sin discapacidad.

Deja un comentario